Razones por las que tu visa para EE.UU. no es aprobada (inelegible)

Por Arnoby Betancourt

En casos de arrestos menores que no elevan el problema a la categoría de inadmisibilidad pero que pueden dar lugar a que el oficial consular estime que si se aprueba la visa el solicitante puede dedicarse a actividades ilícitas en EE.UU.

Share This With Friends:


Dallas, Texas. La reconocida página web “about en español” trae en esta semana una valiosa información para las personas  que desean viajar temporalmente a los Estados Unidos. Aquí compartimos las 20 razones que podrían hacer inadmisible a una persona que desee ingresar al territorio estadounidense.

En razón a la innumerable cantidad de personas extranjeras (turistas, estudiantes, personas con visa de trabajo, etc.), que tienen relación familiar o afectiva o de negocios con los domiciliados en los Estados Unidos, les suministramos esta información para que puedan entender y compartir esta información sobre las causas que convierten a una persona en inelegible para entrar a EE.UU.

Cualquiera de estas causas puede hacer que:
• la visa no se apruebe
• el consulado niegue la renovación de la visa
• o incluso que el oficial del control migratorio en la aduana o aeropuerto decida no permitir que una persona ingrese a los Estados Unidos, a pesar de tener una visa válida.

1 Perfil de solicitantes que se quedan en USA más tiempo del permitido. (La importancia de salir a tiempo de EE.UU.)
Y es que la misma causa en una persona puede ser evaluada como un riesgo y, por lo tanto, base para la negación de la visa mientras que para otra persona puede ser considerada irrelevante.
Ello se debe a dos cosas: no todos los casos son iguales y algunas personas aún teniendo algún factor de riesgo tienen, en conjunto, una aplicación sólida, mientras que otros no. Y, en segundo lugar, a que el oficial consular tiene gran poder de decisión para decidir según su mejor criterio. Y la opinión de un cónsul no coincide siempre con la de otro. Se trata de interpretar evidencias, y no es fácil.
Además, hay que tener en cuenta que la interpretación también puede ser orientada desde el gobierno. Sobre este tema es posible que la administración de Donald Trump tenga un impacto.
Por último recordar que los oficiales de Inmigración en los puntos de ingreso a Estados Unidos tienen poder para decidir quién ingresa y quién no, por las mismas razones. Y, en su caso, ordenar una expulsión inmediata.

AJUSTARSE AL PERFIL DE PERSONAS QUE SE QUEDAN ILEGALMENTE EN EE.UU.
Esto puede parecer muy injusto, pero es así. Lo cierto es que la mitad de los once millones de indocumentados que en la actualidad se cree que residen en Estados Unidos ingresaron al país con visa y, simplemente, no salieron cuando deberían haberlo hecho y se quedaron más tiempo del permitido.
Si el solicitante se ajusta a al perfil de personas que se han quedado, en algunos consulados se le niega la visa. No es personal.
Tampoco se puede hacer nada salvo intentar probar bien que ese no es el caso, ya que el oficial consular tiene poder para negarla si tiene sospecha, no es necesario que pruebe que va a ser así.
Es el solicitante el que debe probar que sus intenciones no son sospechosas. Si se cree que este pudo ser la razón por la que se negó la visa, volver a aplicar una vez que cambie de un modo evidente las circunstancias del solicitante.

2 Demasiadas visitas por varios meses o peticiones de extensión de visa. (Viajes frecuentes a EE.UU.)
Está previsto en la ley poder quedarse un tiempo largo en Estados Unidos, siempre y cuando se respete la fecha de salida que es la que señala el I-94. También está previsto que se pueda pedir una extensión de la visa o un cambio de categoría.
Eso es perfectamente correcto, excepto cuando levante sospechas porque el oficial consular o el agente de Inmigración en puesto fronterizo o aeropuerto crea que:
• se está trabajando en Estados Unidos sin permiso de trabajo
• no se está en USA con la visa correcta (por ejemplo, se está como turista pero se está estudiando o realmente residiendo en el país)
• el solicitante de la visa realmente ya no tiene lazos económicos y/o familiares fuertes con su país de origen y realmente está residiendo en Estados Unidos.
Un caso que se da frecuentemente y que muchas personas no se dan cuenta que puede generar problemas es el caso de los abuelos jubilados que ingresan a Estados Unidos como turistas por temporadas largas para cuidar a sus nietos o acompañar a sus hijos, quienes están legalmente en el país.
Esto que puede parecer de lo más inocente y en muchas ocasiones no causa problemas, en algunos casos está creando dolores de cabeza a más de uno, porque se puede levantar la sospecha de que realmente donde se está radicando es en Estados Unidos, en vez de mantener la residencia en su país de origen sin lugar a ningún tipo de dudas.
.
3 Problemas del oficial consular. (Problemas ocasionados por las barreras del lenguaje).
Los oficiales consulares se pueden equivocar. Las razones son fundamentalmente dos:
• Su conocimiento del idioma local es insuficiente y no entienden algún punto fundamental en la solicitud. Este problema es más común en otros países con idiomas más complicados. Lo cierto es que con relación al español el Departamento de Estado tiene profesionales muy competentes.
• El otro problema que puede surgir es que el oficial consular no tenga experiencia en algún tipo de visa. Y ante la duda, la deniega.
Esto no se da en las más comunes, tipo turista. Pero sí que puede darse en otras más complejas o menos habituales, por ejemplo, las tipo E de inversión. Hay consulados que ven una o dos de este tipo al año, con lo que los cónsules no están familiarizados con ellas.
Si este es el tipo de problema que se cree que es la base por la que se negó la visa, consultar con un abogado.
En todo caso, si se solicita una visa no común es importante que un abogado realice la petición original, para dar ya toda la información que se necesita lo más detalladamente posible y evitar así, rechazos.

4 Solicitar una visa de turista para una estadía larga. (Problemas estadías largas en EE.UU.)
Esto puede levantar todo tipo de sospechas. Ya que va a llevar al oficial consular a preguntarse si el solicitante mantiene realmente sus lazos económicos y/o familiares en su país de origen (que, no olvidar, es un requisito para que se apruebe la visa).
Otro problema es que se da lugar a que se sospeche si se está evitando pedir la visa adecuada, por ejemplo, que la finalidad es ir a estudiar pero se pide una de turista.
Si se va a estudiar hay que pedir una de estudiante (estas son las opciones para el caso de querer cursar la High School).
También tener en cuenta que puede ser un problema decir en la entrevista que sólo se quiere ir por unas semanas y, una vez que se ingresa a EE.UU., pedir una extensión.
Aquí puede considerarse que se ha mentido a un oficial consular, y entonces sí que hay un problema (además de que se puede ver cómo deniegan la petición de extensión).

5 Cambios de tipo de visas. Estos son casos que muchas personas no entienden pero que se dan más frecuentemente de lo que se piensa.
El supuesto es el siguiente: una persona ingresa a Estados Unidos con visa de turista y pronto solicita al Servicio de Inmigración y Ciudadanía (USCIS, por sus siglas en inglés) un cambio de visa, por ejemplo, a una de trabajo, generalmente la H-1B.
Y el USCIS aprueba el cambio. El paso siguiente es que cuando el solicitante sale de Estados Unidos va al consulado o Embajada para obtener la visa nueva estampada en su pasaporte. Y aquí viene la gran sorpresa: el oficial consular la niega.
Eso lo hace porque cree que la intención del solicitante siempre fue buscar trabajo en USA y obtener una visa que le permitiese trabajar. Y, por lo tanto, mintió cuando aplicó por la visa de turista (según la letra de la ley esta visa no da derecho a buscar trabajo en Estados Unidos mientras se está con ese estatus).

6 Un “secuestrado” por familia. (Cuando no se le da la visa a toda la familia)
Cuando todos los miembros de una familia solicitan visa para Estados Unidos, si la razón no está clara o hay sospechas de que toda la familia pueda quedarse, entonces es posible que el consulado opte por una solución salomónica: aprueba las visas de algunos pero no la de todos, generalmente un miembro de la familia.
Por ejemplo, se les da a los padres pero no a un hijo. Es una manera de “garantizar” que después del viaje a Estados Unidos los padres regresan.

7 Familiar en Estados Unidos. (Los problemas de tener familia ya en EE.UU.)
Si se tiene un familiar en Estados Unidos hay que tener en cuenta que puede ser considerado como un elemento negativo a la hora de decidir si se aprueba una visa. Evidentemente miles de personas con familiares inmediatos en EE.UU. tienen sus visas, pero si hay sospecha de que ese es un punto para quedarse, la visa se negará.
Además, está el asunto de cómo el familiar en Estados Unidos obtuvo sus papeles para quedarse. Por ejemplo, si se ingresó a EE.UU. como turista y al poco tiempo se casó con un ciudadano y así obtuvo su Green Card tras un ajuste de estatus.
La consecuencia puede ser, en algunos casos, que los familiares de esa persona (padres, hermanos, hijos) no puedan obtener por años sus propias visas.
En las entrevistas en los consulados se pregunta mucho sobre familiares en EE.UU. y cómo obtuvieron los papeles. No mentir en este punto porque la mentira puede dar lugar a enormes problemas. (Y obviamente en los consulados pueden verificar la respuesta verdadera).

8 Tener una visa de inmigrante pendiente o negada anteriormente. (Consecuencias de visa pendiente o negada)
Estas son las reglas que rigen para las personas que tienen pendiente una petición de una Green Card hecha a su nombre.
Además, si previamente se ha pedido una visa de inmigrante (tarjeta de residencia) y ésta ha sido negada, lo más frecuente es que el oficial consular deniegue la petición de visa no inmigrante. El pensamiento detrás de esto es que cree que no se cumple con el requisito de no tener intención de no emigrar.

9 Participación en la lotería de visas de la Diversidad. (Consecuencias de participar en la lotería de visas)
En teoría la participación en la lotería de visas de la diversidad (DV, por sus siglas en inglés) para la obtención de la tarjeta de residencia no es causa ni para que se niegue una visa no inmigrante ni para que se cancele una ya existente.
Pero el participar puede ser considerado por el oficial consular que estudia una aplicación de visa o renovación como una muestra de que sí se tiene intención de emigrar. Si ese es el caso, la va a negar.
Además, para los participantes afortunados que resultan ganadores de este sorteo, tener en cuenta que mientras se tramita la visa de inmigrante no se podrá obtener una visa de turista y que si finalmente la visa de inmigrante no es aprobada, por la razón que sea, va a ser muy difícil obtener una visa de turista, de estudiante, etc.

10Sospechas de fraude y otros problemas con los documentos. (Problemas con documentos para visa)
Los documentos que se presentan en los consulados pueden ser fuente de problemas por muy diversas causas:

FRAUDE
En los consulados son muy conscientes de que hay documentos que se presentan en la aplicación de las visas que pueden ser falsos. Por ejemplo: extractos bancarios, referencias de empleo, escrituras de propiedad de bienes raíces, etc.
En estos casos, tienen dos opciones: investigar y la visa queda mientras tanto en una situación que se conoce como 221(g) o, simplemente, niega ya al momento la aplicación. Y en vez de alegar causa 212(a) (6) (c) que es lo que se hace cuando se prueba el fraude, lo que se dice que es que niega por causa 214(b).
Es más fácil y más rápido.

CARTA DE INVITACIÓN
Muy relacionado con lo anterior es el problema de las cartas de invitación de las que se sospecha que son falsas. Un ejemplo claro son las redactadas por “notarios” en Estados Unidos que están en las listas negras de los consulados por tener prácticas profesionales cuanto menos dudosas.
Si el cónsul entiende que la carta de invitación es falsa, la negativa a aprobar la visa puede ser por razón 214(b) o por la 212(a) (6) (C), un caso muy complicado.

INCUMPLIMIENTO REQUISITOS EXIGIDOS POR UN CONSULADO EN PARTICULAR
Especialmente en los consulados con un volumen considerado de aplicaciones que incluyen falsedades es posible ver que exigen la presentación muy específica de documentos.
Por ejemplo, que las planillas de los impuestos estén selladas por el Ministerio correspondiente, presentación de todos los pasaportes que se haya tenido con anterioridad, etc. No presentar los documentos da lugar a que no se apruebe la visa.

11 No haber viajado nunca a Europa.
Para algunos consulados – por supuesto que no todos- es un punto negativo no haber viajado previamente al Reino Unido o a un país de Europa Occidental incluido en la unión migratoria que se conoce como área Schengen.
¿Por qué esto puede ser importante a la hora de obtener una visa no inmigrante a Estados Unidos? Pues por dos razones:
• Sirve para demostrar que se tienen ingresos para gastar en turismo
• Y que habiendo ya estado en un país rico se optó por regresar al país de origen. El pensamiento es el siguiente: si no se quedaron en Europa, tampoco se van a quedar en Estados Unidos.

12 Nada ha cambiado. (Si nada ha cambiado, la respuesta es la misma)
Después de que una solicitud de visa no inmigrante haya sido negada por causa 214 se puede volver a aplicar….pero cuando las circunstancias hayan cambiado. Si son las mismas, se volverá a negar y lo único que se ha hecho es perder el dinero del pago del arancel, que nunca se regresar.
En la entrevista en el consulado van a preguntar clara y contundentemente: ¿qué ha cambiado desde la última vez? Si no ha cambiado nada sustancial, la respuesta va a ser la misma: NO.

13 De compras buscando consulado. (Buscar el consulado más favorable puede ser mala idea)
Estas son las reglas sobre en qué consulado se puede pedir una visa de turista (u otras no inmigrantes).
Es común en algunos países con consulados con fama de muy duros que los solicitantes de visa vayan a otro país a solicitarla. Esto puede ser muy riesgoso, porque si se piensa que la intención es encontrar un oficial consular menos riguroso la consecuencia es que la visa va a ser negada y se va a recomendar al solicitante ir a su país de origen.

Pero uno de los problemas con esto es que una vez que se ha obtenido un “no” en un consulado es más difícil obtener un “sí” en otro.

14 Las visas de grupo: pagar justos por pecadores
Cuando se solicita una visa para un grupo uno de los problemas que puede surgir es que una de las peticiones presente problemas (documentación falsa, problemas de inadmisibilidad, etc.). En casos serios puede dar lugar a que se nieguen las visas a todos los miembros del grupo.

15 Embarazadas y bebés “ancla”. (Los riesgos de tener un bebé en EE.UU.)
Una de las leyes más conocidas sobre Estados Unidos es que, salvo excepciones muy concretas, los bebés nacidos en Estados Unidos adquieren al nacer la ciudadanía americana.
Esta es una práctica que las leyes americanas ni permiten expresamente ni, por otro lado, prohíben. Esta ambigüedad sobre posibles consecuencias de tener un bebé mientras se está en USA como turista puede dar lugar a complicaciones y a que se niegue la visa o su renovación si:
• La solicitud la realiza una mujer embarazada
• Si se oculta el embarazo y meses después se tiene al bebé en Estados Unidos, al considerarse que esa era la verdadera intención al solicitar la visa y que se mintió.
• Si no se paga la factura en el hospital. Para evitar este problema algunos hospitales ofrecen servicios de pre pago por los partos, donde se paga con dinero en efectivo y antes de que se inicie el proceso del parto.
Además, los oficiales de Inmigración en aeropuertos, puertos y puestos terrestres está autorizados para no permitir el ingreso al país de mujeres encinta si creen que el propósito del viaje es dar a luz y no está claro que van a pagar la factura y resultar en un gasto de dinero público, ya que en esos casos el sistema público es quien corre con los gastos.

16 Ser considerado un riesgo: quedarse, carga pública, crimen, etc.
La visa será negada si se considera que puede haber un riesgo de que:

EL SOLICITANTE SE QUEDE EN EE.UU., PARTICULARMENTE EN CASOS COMO:
• Novios. Estos son los riesgos de casarse con visa de turista y así se pide la visa K-1 para prometidos.
• ya se ha disfrutado en más de una ocasión de programas de intercambio J-1. En estos casos se sospecha que el solicitante ya ha hecho importantes relaciones en Estados Unidos y podría ser un riesgo.
• Se posee en propiedad una vivienda en Estados Unidos. Esto no está prohibido y, de hecho, es algo muy común. Pero puede dar lugar a problemas si en el conjunto de la aplicación es un factor que contribuye a crear la impresión de que el solicitante no tiene lazos fuertes en su país de origen y su idea se no regresar.

RIESGO DE SER CARGA PÚBLICA
Particularmente en el caso de personas ancianas o aquellas con enfermedades.

RIESGO DE COMETER UN CRIMEN
En casos de arrestos menores que no elevan el problema a la categoría de inadmisibilidad pero que pueden dar lugar a que el oficial consular estime que si se aprueba la visa el solicitante puede dedicarse a actividades ilícitas en EE.UU.
Esto puede deberse a problemas como, por ejemplo, tener un récord por hurtar en una tienda.

RIESGO POR SABER QUE SE QUIERE EMIGRAR
Este punto ya se ha tratado anteriormente al hacer referencia a la participación en la lotería de visas y también a tener o haber tenido una petición para la Green Card de Estados Unidos. Pero además, puede haber un problema si hay una petición pendiente para otros países como Canadá, Australia o Europa

17 El caso más común de negación de la visas no inmigrante. (Lazos económicos y/o familiares)
El caso más común es, sin duda, no probar lazos económicos y/o familiares con el país de origen.
Esto pasa especialmente con personas jóvenes, sin vida profesional asentada y sin familia propia. Si esto sucede, antes de volver a aplicar asegurarse de que cambia alguno de esos factores.
No tomarse la negativa como algo personal, ya que no es el caso. Simplemente el riesgo de quedarse en Estados Unidos es más alto en personas jóvenes que no tienen lazos en su país y pueden fácilmente iniciar una nueva vida en otro.

18 Negación de las visas de estudiantes. (Problemas con los solicitantes de visas de estudiantes)
Después de las visas de turista, las que más porcentaje de rechazo tiene son las de estudiante. Las razones son varias:
• El estudiante se matricula en un community college o en una universidad no conocida.
• el estudiante ya tiene una edad que llama la atención (más de 30)
• el estudiante ya ha estado en EE.UU. con una F-1 y tiene un mal récord estudiando
• la inscripción es para un curso que no está relacionado con la carrera profesional del solicitante o no tiene aplicación práctica en su país.
También es muy común que mientras se aprueba la visa F-1 para un estudiante se deniega la F-2 para su cónyuge e hijos.

19 En la entrevista, algo va mal. (Entrevista en el consulado)
Hacer un mal papel en la entrevista puede salir muy caro. Lo cierto es que se tienen en cuenta factores como, por ejemplo;
• si el entrevistado parece nervioso, evita mirar a los ojos, su expresión de la cara levanta sospechas.
• si las respuestas no son sólidas y no se ajustan a la información que se dio al completar el formulario de petición de la visa. También si parecen sospechosas
• si va mal presentado, etc.
En la entrevista es muy importante dar la imagen de que el solicitante es realmente un buen candidato. El oficial consular tiene muy poco tiempo para decidir y es por ello que es fundamental crear una buena primera impresión.
La mayoría de las visas se deciden en aproximadamente entre uno y dos minutos. Y el oficial consular no tiene obligación de mirar los papeles. Por lo que es fundamental estar tranquilo.

20 Qué hacer cuando la visa es negada por estas causas. (Qué hacer cuando la visa es negada)
Las razones a las que se refiere este artículo son reales, pero eso no significa que se tenga que aceptar la decisión como algo que no se puede cambiar.
Dependiendo de las circunstancias de cada caso y si es posible probar que la situación es otra sin duda ayuda contar con un abogado que ayude a preparar una nueva aplicación de la visa y/o la documentación que se lleva al consulado para la entrevista.
Obviamente no es necesario, pero cuando hay un problema o se cree que va a surgir lo mejor es confiar en un experto (que lo sea de verdad y tenga buena reputación).
Y, desde luego, lo mejor, es evitar a los asesores que ofrecen milagros a cambio de dinero. Milagros, en asuntos migratorios, no hay.
arnoby@elhispanonews.com

Share This With Friends:


Be the first to comment

Leave a Reply

Loading...