Sería bueno trabajar en el “desarrollo personal”

Por Arnoby Betancourt

«La mente es como un paracaídas… Solo funciona si la tenemos abierta»

Share This With Friends:


Dallas, Texas. El concepto “Desarrollo Humano”, desde una perspectiva de formación integral de la persona, no sólo es un tema actual de suma importancia, sino que se halla, a pesar de los avances logrados, abierto a nuevas elaboraciones, consideraciones e integraciones.

Es a principios del Siglo XX en Estados Unidos que la Orientación surge como actividad formal organizada, siendo Frank Parson su principal exponente; otros autores como J. Davis y T. Kelly hicieron aportaciones importantísimas para el desarrollo de la misma.
Jesse Buttrick Davis, es considerado el primer consejero escolar en los Estados Unidos, fue el primero en implementar un programa de orientación sistemática en las escuelas públicas. A través de su trabajo en las escuelas públicas de Michigan, se convirtió en uno de los principales líderes en el desarrollo de la orientación profesional a finales de 1800 y principios de 1900. Su trabajo pionero en las escuelas públicas de Detroit y Grand Rapids sentó las bases para las especialidades de consejería profesional y consejería escolar.
Davis tenía un sesgo hacia el medio ambiente, hacia escuelas públicas libres, contra prejuicios raciales, hacia el acceso igualitario a la educación para las mujeres, y hacia el papel del humor en la educación. Aunque su madre era elitista, Davis era un hombre del común que creía firmemente en las escuelas públicas libres y el papel críticamente importante de la educación en una democracia.
J. Davis fue declarado el Padre de la Orientación Educativa. Su meta era la de lograr que los alumnos adquieran una mayor comprensión de su carácter (de sí mismos) al hacerles conscientes de sus valores morales y desarrollar su dimensión social, en una futura profesión. Su concepción de la Orientación va más allá de la propia orientación vocacional, relaciona a la orientación con la filosofía del movimiento progresista de la educación americana, iniciado por Horace Mann.
Rafael Castillo, en una de sus publicaciones como bloguero, nos comparte que el desarrollo personal es una habilidad como cualquier otra. Puede ser adquirida con práctica y tiempo. Para nuestras vidas, puede traer múltiples ventajas y beneficios, ya que aparte de desarrollarnos y mejorar personalmente, influenciamos a otros.
El desarrollo personal es un término que se relaciona con incrementar el estatus o las circunstancias de vida actuales en múltiples ámbitos, al mismo tiempo que se influencia positivamente a los demás. Puede aplicarse en diferentes aspectos o ámbitos de la vida, tales como establecer buenos hábitos diarios, mejorar las prácticas financieras, cambiar las perspectivas negativas personales, etc.
Toda acción consciente te puede llevar de una situación actual a una mejor. Puede ser algo tan sencillo como aprender una nueva habilidad, o reevaluar completamente tu carácter. Permite mejorar como ser humano y mejorar el entorno. La idea es gozar de completa honestidad con uno mismo acerca de las falencias o malos hábitos; para luego remover dichas actitudes de nuestras vidas, encontrando mejores y más óptimas maneras de usar el tiempo.
Ser optimista ante el futuro y el bienestar, sin importar las pequeñas batallas con las que nos encontramos día a día. Conocer tus fortalezas y debilidades, y estar comprometido a mejorar es suficiente para hacer del desarrollo personal una herramienta infalible con miras hacia lograr el éxito.
La vida nunca es estática y no nos podemos dar el lujo de sentirnos derrotados por ciertas circunstancias, pero tampoco llegar al conformismo y aceptar todo, como algo bueno. Si buscas oportunidades para mejorar cualquier aspecto de tu vida, ya sea tu trabajo, tus relaciones o tu vida social, te estarás desarrollando personalmente.
Mantén presente que es posible mejorar siempre y cuando se tenga la convicción de lograrlo, si te enfocas en desarrollarte como una mejor persona, encontrarás el tiempo y las situaciones para aprender nuevas aptitudes y eliminar lo malo de tu vida. En definitiva, el desarrollo personal puede cambiar tu vida por completo. Aunque se requiere mucho compromiso y dedicación para no desfallecer en la mitad del camino.
arnoby@elhispanonews.com

Share This With Friends:


Be the first to comment

Leave a Reply

Loading...