Gobierno de México reune a defensores de derechos humanos

Por Reynaldo Mena

Presidente Enrique Peña Nieto.

Share This With Friends:


MEXICO.- El jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera Espinosa, anunció que invitó a defensores de derechos de migrantes de los Estados Unidos a una reunión el 9 de febrero para conocer los mecanismos que puede haber para apoyar desde acá a los connacionales y establecer vías de comunicación.

La próxima semana hará lo mismo con los alcaldes y gobernados de ese país que han externado su apoyo a los migrantes. Al inaugurar el Museo del Metro en la estación Mixcoac recordó que esta capital es una ciudad refugio y está lista para apoyar a los paisanos.
“La Ciudad de México, en esta característica y con esta categoría de ciudad refugio, quiere participar con Los Ángeles, Chicago, Houston, Nueva York, con todos los que se han manifestado en ese tenor”, amplió en entrevista posterior.
Mancera Espinosa señalo que estará atento a las acciones que tome el presidente estadunidense. “Ayer pude revisar en la cuenta de Twitter del presidente (Donald) Trump, la referencia que hacia a una conversación que sostuvo con el presidente Enrique Peña, en donde manifiestan ahí en este texto en inglés, que tuvieron una conversación por más de una hora y que estuvieron hablando de diversos temas, que parece ser que se hablará, pues de temas de interés bilateral y que el asunto del muro, lo van dejar como un tema por separado, para tratar por separado, pues yo creo que todos seguimos en la misma línea”.
Por lo que remarcó no bajará la guardia, “sino simplemente a estar atentos por la posible defensa de nuestros compañeros”.
Por otra parte, el repunte de la violencia en ciudades fronterizas como Tijuana y Ciudad Juárez podría derivar en intervencionismo estadounidense bajo la administración de Donald Trump, advirtió Tonatiuh Guillén, presidente de El Colegio de la Frontera Norte.
“El riesgo es que pretenda extender un escenario de intervencionismo, que sí sería grave, en términos de presencia física, abierta o encubierta, de fuerzas policiales de Estados Unidos, o de otro nivel”, externó en entrevista.
“El discurso simplón, de que el narcotráfico sólo tiene malos de un lado y víctimas del otro, tiene el riesgo de que, en esta locura militarista, de fuerza, se le ocurra (a Trump) no sólo ir a presionar o a coordinar con fuerzas nacionales, sino tomar iniciativas directas, ese sería para mí el riesgo mayor, y la frontera es un escaparate”, indicó.
En un escenario donde hay aumento del crimen y, particularmente, de los homicidios, opinó, habrá· la tentación de intervenir.
“Ya hemos tenido Épocas donde esa violencia ha generado la caída del turismo, prohibiciones de cruce; eso en los Gobiernos ‘buena onda y civilizados’. Con este personaje, el riesgo es que se le ocurran otras cosas”, insistió.
Sin embargo, Guillén estimó que, en otros ·ámbitos, la dinámica fronteriza difícilmente va a cambiar con el nuevo Gobierno en EU.
Resaltó que, a partir de la entrada en vigor del TLC, en 1994, la frontera vivió una expansión de las estructuras de cooperación binacionales, y se pasó de una relación no tan densa y no tan diversa a una intensísima y mega diversa.
Reynaldo@elhispanonews.com

Share This With Friends:


Be the first to comment

Leave a Reply

Loading...