Veinte cosas que no sabía sobre los derrames cerebrales, y que pueden salvar vidas

Share This With Friends:


Mayo es el mes del derrame y ataque cerebral en EE. UU. y el mes del 20º aniversario de la American Stroke Association

DALLAS, 1 de mayo de 2018 — El derrame cerebral es una de las principales causas prevenibles de muerte, pero la falta de concienciación, educación y recursos son barreras para ponerle un alto. Durante el mes de mayo, el mes del derrame y ataque cerebral en EE. UU., la American Stroke Association, la organización voluntaria líder del mundo dedicada a salvar a las personas de los derrames cerebrales revela 20 cosas que seguramente no sabía acerca de los derrames, en conmemoración de su 20o aniversario:

  1. Existen diferentes tipos de derrames cerebrales: isquémico, hemorrágico y ataque isquémico transitorio (AIT). Un derrame isquémico consiste en la obstrucción de una arteria que va al cerebro, mientras que un derrame hemorrágico se produce cuando se rompe una arteria en el cerebro. El AIT o “mini derrame” es una obstrucción temporal en la arteria que va al cerebro. El ochenta por ciento de los derrames son isquémicos.
  2. Casi 120 millones de células cerebrales mueren cada hora durante un derrame cerebral. En comparación con la tasa normal de pérdida de células en el envejecimiento del cerebro, el cerebro envejece 3,6 años cada hora sin tratamiento. Mientras más rápido se reciba cuidado médico, las probabilidades de recuperación mejoran.
  3. Alrededor del 66 por ciento de las veces, alguien que no sea el paciente toma la decisión de buscar tratamiento; reconocer las señales de advertencia y los síntomas repentinos de un derrame cerebral para recibir tratamiento rápido puede ayudar a salvar una vida.
  4. F.A.S.T. (“rápido” en inglés) es un acrónimo que se utiliza para enseñar las señales de advertencia y síntomas repentinos más comunes de un derrame cerebral. F.A.S.T. significa: (F) face drooping (rostro caído), (A) arm weakness (brazo debil), (S) speech difficulty (dificultad para hablar), (T) time to call 9-1-1 (tiempo de llamar al 911). Menos de la mitad de la población conoce estas señales.
  5. Entre los síntomas de un derrame cerebral también se incluye el adormecimiento repentino, problemas de visión repentino en uno o en ambos ojos, cefalea o dolor de cabeza grave repentino sin causa y dificultad repentina para andar.
  6. El llamar al 911 y trasladar al paciente en ambulancia al hospital es la forma más rápida de recibir tratamiento cuando alguien esta sufriendo de un derrame cerebral. Conducir al hospital es un error común que cometen las personas, que puede generar tiempos de espera más largos antes de que el paciente reciba atención médica.
  7. Los pacientes que tienen un derrame cerebral isquémico pueden ser que tengan una ventana de tratamiento, para removerles el coágulo (con un tubo pequeñito de acero), dentro de las seis horas hasta las 24 horas en ciertos pacientes con coágulos en los vasos grandes.
  8. El alteplase (también conocido como tPA) es un fármaco que se utiliza para disolver un coágulo de sangre que causa un derrame cerebral. Los pacientes de derrames cerebrales que llegan al hospital en un plazo de 90 minutos tras la aparición de los síntomas y reúnen los requisitos para recibir tPA son casi 3 veces más probables de recuperarse sin sufrir discapacidad o de reducirla al mínimo cuando.
  9. TeleStroke es un sistema de telecomunicaciones, como FaceTime y Skype, que conecta a los pacientes con expertos en neurología de larga distancia. Las unidades de TeleStroke están mejorando el acceso a la asistencia médica inmediata y los resultados del paciente en los casos de derrames cerebrales que ocurren en áreas rurales.
  10. El sufrir un derrame cerebral aumenta el riesgo de tener otro (1 en 4 sobrevivientes tiene otro derrame). La prevención es fundamental porque los derrames secundarios pueden ser más debilitantes que el primero.
  11. En algunos casos de derrames cerebrales isquémico, la causa es desconocida (derrame “cryptogenic”). Cuando se desconoce la causa de un primer derrame, prevenir el segundo se convierte en un desafío. Es importante colaborar con médicos para averiguar la causa.
  12. Los sobrevivientes de derrame cerebral que suspenden su régimen de aspirina pueden aumentar su riesgo de tener otro derrame, posiblemente debido al aumento de los niveles de coagulación debido a la pérdida de los efectos anticoagulantes de la aspirina. Seguir un régimen de aspirina puede ayudar a prevenir derrames en algunos sobrevivientes.
  13. Las primeras directrices de rehabilitación de la ASA abogan por un enfoque intensivo de trabajo en equipo. Durante los tres primeros meses tras sufrir un derrame, el cerebro está preparado para aprender. Esta capacidad de nuestro cerebro se conoce como neuroplasticidad y desempeña una función fundamental en el proceso de recuperación.
  14. Get With The Guidelines®-Stroke es un programa en el hospital que fomenta la adherencia a las últimas directrices científicas para el mejoramiento de la calidad del cuidado de los derrames. El programa se implementó en 24 hospitales en el 2003 y actualmente se ha extendido a más de 2000 hospitales.
  15. En el “Stroke Belt”, una zona que abarca 11 estados del sudeste de EE. UU., el riesgo de sufrir un derrame cerebral es 34 por ciento más que el de la población en general.
  16. Están ocurriendo más derrames en personas entre las edades de los 30 y los 40.
  17. La hipertensión es la causa controlable más común del derrame cerebral. Las pautas recientes redefinieron la presión arterial alta como una lectura de 130/80 mm Hg o más. Una lectura normal sería cualquier presión arterial por debajo de 120/80 mm Hg y por encima de 90/60 mm Hg en un adulto.
  18. Casi la mitad de los adultos de EE. UU. (alrededor de 103 millones) tienen hipertensión.
  19. Otros factores de riesgo de sufrir derrames son: obesidad, diabetes, colesterol, tabaquismo y antecedentes familiares.
  20. El ochenta por ciento de los derrames cerebrales son prevenibles. El comer saludable, mantenerse activo y controlar los factores de riesgo, son cambios importantes en el estilo de vida que ayudan a prevenirlos y combatirlos.

“Tenemos que seguir esforzándonos al máximo para reducir los derrames cerebrales, especialmente en las comunidades multiculturales, y para transmitir nuestro mensaje a la juventud”, dijo el doctor Mitchell S.V. Elkind, profesor de Neurología y Epidemiología en Columbia University y presidente de la American Stroke Association. “Si no se conciencia a la gente para que sepa cómo poder prevenir, tratar y combatir los derrames cerebrales, no se podrán aprovechar todos los avances que se han logrado durante los últimos veinte años para salvar vidas.”

La iniciativa de la American Stroke Association Together To End Stroke® sigue aumentando la concienciación acerca de los derrames cerebrales, en parte gracias a los patrocinadores nacionales, Medtronic y Bayer® Aspirin.

El “derrame cerebral” o “derrame” también es reconocido como ataque cerebral, accidente cerebrovascular (ACV), embolia, ictus, apoplejía y “stroke” (en inglés).

Para obtener más información sobre los derrames, visite StrokeAssociation.org.

Recursos adicionales:

###

Acerca de la American Stroke Association

La American Stroke Association se dedica a luchar contra los accidentes cerebrovasculares, la segunda causa de muerte en el mundo y una de las principales causas de discapacidad grave. Trabajamos de manera conjunta con millones de voluntarios con el fin de financiar investigaciones innovadoras, conseguir políticas de sanidad pública más eficaces y proporcionar herramientas e información de emergencia para prevenir y tratar los accidentes cerebrovasculares. La asociación, con sede en Dallas, se presentó oficialmente en 1998 como una división de la American Heart Association. Para obtener más información o sumarse a nuestra misión, llame al 1-888-4STROKE o visite StrokeAssociation.org. Síganos en Facebook y Twitter.

La American Heart Association/American Stroke Association recibe fondos principalmente de individuos. Las fundaciones y las corporaciones también realizan donaciones y financian programas y eventos específicos. Se aplican políticas estrictas para evitar que estas relaciones influyan en el contenido científico de la asociación. La información financiera de la American Heart Association, que incluye una lista de las contribuciones procedentes de compañías farmacéuticas y fabricantes de dispositivos, está disponible en http://www.heart.org/corporatefunding.

Share This With Friends:


Be the first to comment

Leave a Reply

Loading...