Operación Sonrisa para los niños

Por Arnoby Betancourt

Santiago Zamora Betancourt, un niño de 9 años que desborda alegría y ternura y con una inagotable voluntad de dar, en su cumpleaños del 29 de Abril del año pasado, que coincidencialmente celebra con su padre, el entrañable Ricardo, nos comunicó que quería que los regalos fueran en dinero pues tenía un proyecto muy especial que le había dictado su corazón.

Share This With Friends:


“Cada niño que padece una deformidad facial es nuestra responsabilidad. Si nosotros no cuidamos de ellos, no existe garantía de que alguien más lo hará” Kathy Magee, Cofundadora y Presidente de Operation Smile.

Dallas, Texas. Operación Sonrisa es una organización sin ánimo de lucro cuya obra llega a lo más hondo del alma cuando se tiene la oportunidad de conocer sus obras de amorosa compasión con seres, a quienes la nueva vida los ilumina con las más hermosas sonrisas. “Operación Sonrisa República Dominicana” celebró la semana pasada un programa de formación para voluntarios entre 5 al 13 de febrero, ofreciendo cirugías gratuitas a 25 pacientes y habiendo entrenado a 45 voluntarios, incrementándose así la capacidad quirúrgica de esa población.
Antes de comentarles más sobre esta magnánima labor de Operación Sonrisa, quiero compartirles, en aras del periodismo veraz y oportuno, una lección de bondad y generosidad de un maravilloso ser que me enorgullece ser su abuelo.
Santiago Zamora Betancourt, un niño de 9 años que desborda alegría y ternura y con una inagotable voluntad de dar, en su cumpleaños del 29 de Abril del año pasado, que coincidencialmente celebra con su padre, el entrañable Ricardo, nos comunicó que quería que los regalos fueran en dinero pues tenía un proyecto muy especial que le había dictado su corazón.
En plena celebración, trajo su alcancía e introdujo todo el dinero que familiares y amigos le dimos. Luego de un show espectacular que nos brindó ya que es un artista, procedió a contabilizar el dinero recaudado y nos anunció a todos: “Mañana iré a Operación Sonrisa a donar todo lo que me dieron por mi cumpleaños porque quiero que haya una nueva sonrisa en alguien que no pueda sonreír”. Hoy, Ezequiel un niño de Filipinas esboza una sonrisa angelical gracias a Santiago y a Operación Sonrisa. Según mi adorado nieto Santiago, es lo más hermoso que él ha hecho. Deben saber también que la fuente inspiradora de tan bella lección de amor y solidaridad fue su adorada mamá, la humanista Johanna.
Que un niño nos enseñe que nos podemos desprender de algo tan valioso y significativo como son sus regalos de cumpleaños, para hacer que haya una sonrisa infantil más, podría ser también un significativo homenaje a ese portentoso equipo humano que transita sin fronteras en misiones educativas brindando conocimientos, experiencias médicas y cuidados quirúrgicos, que como por arte de magia, cambian la vida de infantes y cumplen sueños de muchas madres que deseaban un rostro diferente a una deformidad facial.
Operación Sonrisa es una organización internacional de caridad médica que ha proporcionado más de doscientas cincuenta mil cirugías gratuitas alrededor del mundo a niños, adultos jóvenes en países en desarrollo que nacen con labio y/o paladar hendido. Operación Sonrisa, ha unido esfuerzos con la Misión ILAC, una organización sin fines de lucro que provee oportunidades de desarrollo para estudiantes y profesionales en comunidades rurales de Santiago de los Caballeros, República Dominicana.
Más de 45 voluntarios, con historial médico y no médico, participaron en ese programa donde se efectuaron cirugías gratuitas que cambiaron la vida de 25 pacientes. Los voluntarios que participaron en la capacitación fueron reclutados según su desempeño en misiones anteriores con Operación Sonrisa. Esto hace parte del compromiso de la organización de proveer acceso a cirugías seguras y oportunas al asociarse con organizaciones locales y entrenar al personal médico en la República Dominicana y otras partes del mundo, para construir de forma sostenible la capacidad quirúrgica local.
“En Operación Sonrisa estamos comprometidos a proveer cirugías gratuitas a niños y jóvenes con condiciones de hendidura, al igual que proveer a nuestros voluntarios la más alta calidad de entrenamiento posible,” dijo Paul Martínez, Director Ejecutivo de Operación Sonrisa República Dominicana. “Estamos orgullosos de asociarnos con la Misión ILAC e impactar a los actuales y futuros voluntarios de Operación Sonrisa que ayudarán a mitigar la falta de acceso a cirugías seguras, como la reconstrucción de fisuras, en nuestro país.” Agrego.
Durante el programa desarrollado, los participantes trabajaron junto a voluntarios experimentados de Operación Sonrisa en un entrenamiento teórico y práctico. El programa incluyo un día y medio de conferencias, seguido de un día de selección de pacientes potenciales, y culmino con tres días de cirugía. El entrenamiento y la misión médica se llevaron a cabo en el Centro ILAC, que sirvió de vivienda para los voluntarios, así como de aulas de formación y salas de operaciones.
Este programa de preparación de voluntarios es la segunda colaboración entre ILAC y Operación Sonrisa. El primer programa celebrado en octubre del 2014 capacitó a 30 voluntarios y proporcionó cirugías seguras a 20 pacientes con condición de labio y/o paladar hendido. Los voluntarios también obtuvieron 21 certificaciones de la Asociación Americana del Corazón en soporte vital básico.

POR QUÉ SONRISAS

“CADA 3 MINUTOS, nace un niño con labio hendido y/o paladar hendido, por lo que puede ser propenso a maltrato, desnutrición y dificultad para hablar. Esto puede resultar en una vida de vergüenza, rechazo y desesperación. En Operation Smile estamos convencidos de que cada niño merece una atención quirúrgica segura y oportuna que transformara su vida para siempre”.

arnoby@elhispanonews.com

Share This With Friends:


Be the first to comment

Leave a Reply


UA-42581983-5
Loading...